ÉRASE UNA VEZ MELILLA

ÉRASE UNA VEZ MELILLA
GRUPO DE ESCUELAS MIXTAS

EN EL BARRANCO DEL LOBO

sábado, 16 de mayo de 2009

El capitán Fernando Fdez. de Cuevas 1/4








“¡Siempre adelante!”. El capitán de Infanteria del Regimiento de África núm. 68. D. Fernando Fernández de Cuevas de Ramón

D. Fernando Fernández de Cuevas de Ramón (*1876 +1909)

El capitán D. Fernando Fernández de Cuevas y de Ramón, tenía dos facetas, militar y escritor, poeta. Fue como Garcilaso de la Vega, D. José Cadalso, D José Ibáñez Marín, Álvarez Cabrera y, tantos otros que combinaron la pluma con la espada y fallecieron en el cumplimiento del deber.

Nació en La Habana (Cuba), el 16 de noviembre de 1876, siendo hijo de D. Teodoro Fernández de Cuevas Bustinduy, teniente coronel de Ingenieros, fallecido al poco de nacer su hijo Fernando, y de Doña Clotilde de Ramón Fleytas.

Siguiendo la tradición militar de la familia, su hermano mayor, D. Teodoro Fernández de Cuevas de Ramón, también era militar. Fernando Fernández de Cuevas, ingresa en la Academia Militar, el 26 de agosto de 1892 junto a su hermano Teodoro. Ambos, habían estudiado en el Colegio Preparatorio Militar de Granada.

Cursaron sus estudios en primer lugar en la Academia General Militar hasta su disolución, debida a las reformas del general López Domínguez, un año más tarde. Al disolverse esta, pasa a la Academia de Infantería en junio de 1893. De ahí, pasaron a la Academia de Infantería de donde tras superar el plan de estudios de la misma, alcanza el empleo de segundo teniente el 21 de marzo de 1895.

Primeros destinos serán, el Regimiento de Infantería de León núm. 38, el Batallón de San Fernando núm. 11 y, el Batallón de Ciudad Rodrigo núm. 7.
A finales de agosto de 1896, ingresa en la Escuela Superior de Guerra de donde el 15 de octubre y por un comentario, causó baja a petición propia, solicitando ser destinado al Batallón de Cazadores Expedicionarios de Filipinas núm. 7, de reciente creación. Con dicho batallón, embarcó en el vapor “León XIII”, arribando a Manila el 11 de diciembre de 1896.
Durante la primera mitad del año 1897, el segundo teniente de Infantería D. Fernando Fernández de Cuevas y Ramón, se halla continuamente en campaña. Junto a su batallón, participa en los combates de Palay, San Pedro Macatí, Hacienda de Galitrán, ataque a las trincheras de Imis, lugar donde ejerce el mando de su compañía, la toma de San Francisco de Malabón y pueblo de El Rosario, a las órdenes de distintos jefes de columna, entre ellos el entonces coronel D. Salvador Arizón y del comandante D. Fernando Carbó.

En junio de 1897, debe de abandonar la lucha en la guerra hispano americana e ingresar en el Hospital de Manila, por sufrir de males típicos de los países tropicales, de hecho, el parte médico presentaba como diagnosis el 28 de junio de dicho año, palidez general de la piel, inapetencia, debilidad muy marcada y pulso pequeño y débil. Debía de retornar a España de forma definitiva, motivo por el cual, se le concedieron 6 meses de licencia por enfermo. Embarcó en el vapor “San Ignacio de Loyola”, llegando al puerto de Barcelona, el 16 de agosto de 1897 y de allí, se trasladó a Madrid.
En el mes de julio había ascendido a primer teniente por antigüedad, y el 21 de septiembre, también había obtenido el mismo empleo por méritos de guerra, permutándosele este, por una Cruz de María Cristina. (La Cruz de primera clase de María Cristina, no de forma formal pero si moral, equivalía a un ascenso por méritos de campaña).

En el mes de enero de 1898, se encuentra destinado en la Zona de Reclutas núm. 57 y en el Regimiento de Baleares núm. 41, regimiento al que no se llegó a incorporar por haber obtenido un nuevo destino en el también Regimiento de Infantería de Saboya de guarnición en Madrid.

Entre los meses de junio-julio de 1899, se incorpora el Regimiento de Soria el cual, estaba de guarnición en Sevilla, ciudad de la que parte en octubre de ese mismo año con destino a Huelva y, formar parte del cordón sanitario en la frontera portuguesa, por haber estallado en el país luso, una epidemia de peste bubónica.
En 1900, regreso al Batallón de Ciudad Rodrigo núm. 7, destino en el que asciende a capitán de infantería el 30 agosto de 1902 siendo destinado al Regimiento de Melilla núm. 2. En el mes de febrero, se hallaba destacado en Barcelona por sucesos revolucionarios.

Al siguiente año, el 13 de agosto de 1903, encontrándose de guarnición en Melilla y las Chafarinas, contrae matrimonio con Doña Mercedes Pérez López Bago, de familia militar, unión de la cual, nacerán tres niñas. En las noticias militares del diario madrileño “La Correspondencia de España”, del viernes 12 de diciembre de 1902, se le concedía licencia para casarse. Su hermano Teodoro, casó con la hermana de Mercedes, Dolores Pérez López-Bago, que a la vez, eran primas del entonces primer teniente D. José Riquelme López-Bago. El matrimonio celebrado entre Fernando y Mercedes, animó a Teodoro, destinado en el Regimiento de Infantería de Asturias núm. 31 de guarnición en Madrid, a solicitar destino en Melilla,

En septiembre de 1903, se disolvió su batallón y pasó a formar parte del Regimiento de Alcántara núm. 58, de reciente creación en Barcelona, destino en el que sólo permanecerá 4 meses ya que en enero de 1905, le es concedida otra licencia por enfermedad en Huelva, al recaer en la enfermedad que le apartó de la Campaña de Filipinas en 1897.

En destinos burocráticos en Huelva hasta enero de 1907 en que de nuevo en Melilla, se incorporó al Regimiento de Infantería de África núm. 68, lugar en el que estará hasta su muerte en combate. En 1908, al mando de su compañía, participa en la toma de La Restinga de Melilla, dando protección en la retirada de la mehalla Imperial. En junio de ese año, participa en la ocupación de Cabo de Agua, lugar donde queda destacado hasta el 9 de julio de 1909, en el momento que los moros atacan a los obreros del ferrocarril minero. A la mañana siguiente, día 10 de julio, el capitán D. Fernando Fernández de Cuevas, regresa a Melilla.

Permanece en Sidi Ahmed del 12 al 17 de julio y el 22 de ese mes, sale del campamento del Hipódromo con la columna del coronel D. Venancio Álvarez Cabrera de Nevares, encontrando la muerte en combate en los aduares de Iguemarien, durante el combate de Sidi Musa, el día 23 de julio de 1909. Fernando Fernández de Cuevas y de Ramón, mandaba una de las compañías del Regimiento de Infantería Africa núm. 68 que salieron con Álvarez Cabrera la noche del 23 de julio. Ya en el ataque, cuando el entonces coronel D. Venancio Álvarez Cabrera, enardeciendo a la tropa, lanzó el grito de “”¡El que sea español y tenga…,arrestos que me siga!”, el primero en seguirle fue el capitán D. Fernando Fernández de Cuevas. Ambos perderían la vida aquella jornada.
El capitán del Regimiento de Infantería de África núm. 68, D. Fernando Fernández de Cuevas y de Ramón, dejaba viuda y tres niñas, Mercedes de 5 años, Clotilde con menos de 2 y, Lucrecia de 7 meses.

Motivo por el cual el capitán D. Fernando Fernández Cuevas, dejó la Escuela Superior de Guerra en 1896
En una entrevista mantenida con su esposa, Doña Mercedes Pérez López Bayo, años después de su muerte, contó al capitán D. Rafael de las Casas de la Vega, lo explicaba con las siguientes palabras:

“…Y, por fin, el triunfo. Fernando ingresa con buen número después de una brillante oposición(1). Sobre el uniforme del joven teniente luce la escarapela que le acredita como alumno del centro superior de estudios de nuestro ejército. Para doña Clotilde, la madre, es casi un éxito personal: -Si apenas tiene veinte años y ya-…
-¿Sabe usted?- Un compañero, envidioso sin duda de su éxito, que le vio en plena calle Alcalá, le dijo a Fernando que lo que quería era no sortear para Filipinas. Y entonces Fernando se quitó el “huevo frito” (2), renunció al curso y se fue voluntario a Filipinas…”
(1). (refiriéndose a la Escuela Superior de Guerra).
(2). (En argot militar, distintivo de los alumnos y en la actualidad del profesorado de centros militares para referirse a las escarapelas).

La oficialidad del Regimiento de Infantería de África núm. 68


La jefatura y oficialidad del Regimiento de Infantería de África núm. 68, estaba compuesta por los jefes y oficiales que a continuación se detallan, obteniendo por los diferentes combates habidos durante el mes de julio de 1909, las condecoraciones que en cada caso se expresan, así como las compañías y batallones en los que se hallaban encuadrados dentro del Regimiento de África. El capitán D. Fernando Fernández de Cuevas y de Ramón, pertenecía a él. Su hermano D. Teodoro Fernández de Cuevas y de Ramón, pertenecía al Regimiento de Infantería de Melilla núm. 59.

Coronel Jefe D. Ignacio Axo y González de Mendoza. Resultó condecorado por las acciones en el Valle de Beni Ensar (Melilla), el 9 de julio de 1909, con la cruz de plata al Mérito Militar con distintivo rojo, pensionada (Diario Oficial Ministerio de la Guerra, de 7 de octubre de 1909).
Teniente coronel D. José Martínez.
Teniente coronel D. Enrique Baños. Jefe del 1r Batallón. Resultó condecorado, con la cruz al Mérito Militar con distintivo rojo, pensionada, por los combates del 23 de julio de 1909. Por las acciones en el Valle de Beni Ensar (Melilla), el 9 de julio de 1909, recibió otra cruz de plata al Mérito Militar con distintivo rojo, pensionada. (Diario Oficial Ministerio de la Guerra, de 7 de octubre de 1909.
Teniente coronel D. Roberto Gavilá.
Comandante D. Carlos Cos Gayón. 2º Batallón.
Comandante D. Leoncio Moratinos Pestano. Jefe del 3r Batallón. Resultó condecorado por las acciones en el Valle de Beni Ensar (Melilla), el 9 de julio de 1909, con la cruz de plata al Mérito Militar con distintivo rojo, pensionada. (Diario Oficial Ministerio Guerra, de 7 de octubre de 1909).
Comandante D. Antonio López.
Comandante D. Jesús Cabañas.
Capitán D. José de Celis. 4ª Compañía, 2º Batallón. Recibió, la Cruz al Mérito Militar con distintivo rojo, pensionada, por los combates habidos el 23 de julio de 1909.
Capitán D. Manuel Camps.
Capitán D. Avelino Martín Gregori. 1ª Compañía del 1r Batallón. Resultó condecorado por las acciones en el Valle de Beni Ensar (Melilla), el 9 de julio de 1909, con la cruz de plata del Mérito Militar con distintivo rojo, pensionada. (Diario Oficial Ministerio de la Guerra, de 7 de octubre de 1909).
Capitán D. Luís López de Haro. 3ª Compañía, 2º Batallón.
Capitán D. Eduardo López Ochoa y Portuondo.. 4ª Compañía del 3r Batallón.
Capitán D. Alejandro Durán.
Capitán D. Adolfo García Cantorné. Ayudante Mayor. Que resultó condecorado con la cruz al Mérito Militar pensionada, por los combates mantenidos el 27 de julio de 1909.
Capitán D. Fernando Fernández de Cuevas y de Ramón.
Capitán D. Manuel Ariza.
Capitán D. Salvador Vila.
Capitán D. Salvador Solorzano.
Capitán D. José Sánchez Recio, por los combates del 23 de julio de 1909, recibió la cruz al Mérito Militar con distintivo rojo, pensionada.
Capitán D. Francisco Vázquez Maquieira. 3ª Compañía 3r Batallón. Resultó condecorado por las acciones en el Valle de Beni Ensar (Melilla), el 9 de julio de 1909, con la cruz de plata al Mérito Militar con distintivo rojo, pensionada. (Diario Oficial Ministerio de la Guerra, de 7 de octubre de 1909).
Capitán D. Ricardo Eymar.
Capitán D. Andrés González.
Capitán D. Ramón López.
Primer teniente, D.Luís Bello.
Primer teniente, D. Nicanor Soria Ossorio, 1ª Compañía del 1r Batallón. Resultó condecorado por las acciones en el Valle de Beni Ensar(Melilla), el 9 de julio de 1909, con la cruz de plata del Mérito Militar con distintivo rojo, pensionada. (Diario Oficial Ministerio de la Guerra, de 7 de octubre de 1909).
Primer teniente, D. Ricardo Sánchez.
Primer teniente, D. Celestino Colorado. Ayudante, en el 2º Batallón.
Primer teniente, D. José Magaña
Primer teniente, D. Juan de Celis. Ayudante del 3r Batallón.
Primer teniente, D. Enrique Blanco.
Primer teniente, D. Alfredo Coronel.
Primer teniente, D. Rodrigo Echevarría. Recibió la cruz al Mérito Militar con distintivo rojo, pensionada, por los combates del 23 de julio de 1909.
Primer teniente, D. José García.
Primer teniente, D. Fernando Castañón. Recibió por los combates del 23 de julio de 1909, la cruz al Mérito Militar, con distintivo rojo.
Primer teniente, D. Miguel Santa Cruz.
Primer teniente, D. Enrique Mayorga. Recibió por los combates del 23 de julio de 1909, la cruz al Mérito Militar con distintivo rojo.
Primer teniente, D. José Miralles.
Primer teniente, D. Joaquin Daganzo.
Primer teniente, D. José de la Lama. Que resultó condecorado por los combates del 27 de julio de 1909, con la cruz al Mérito Militar pensionada.
Primer teniente, D. Francisco Reyes. 4ª Compañía, 3r Batallón.
Primer teniente de la escala de reserva, D. Francisco Serrano.
Primer teniente de la escala de reserva, D. José Jiménez.
Primer teniente de la escala de reserva, D. José Sánchez.
Primer teniente de la escala de reserva, D. Eugenio Pillán.
Primer teniente de la escala de reserva, D. Juan Romay o Román. Recibió por los combates del 23 de julio de 1909, la cruz de María Cristina.
Primer teniente de la escala de reserva, D. Dionisio Chimarro.
Primer teniente de la escala de reserva, D. José Varela Colpe 3ª Compañía del 1r Batallón. Resultó condecorado por las acciones en el Valle de Beni Ensar (Melilla), con la cruz de 1ª clase de María Cristina. (Diario Oficial del Ministerio de la Guerra, de 7 de octubre de 1909).
Primer teniente de la escala de reserva, D. Miguel Fernández Toscano. 4ª Compañía, 2º Batallón.
Primer teniente de la escala de reserva, D. Francisco Lozano. Resultó condecorado por los combates del 27 de julio de 1909, con la cruz al Mérito Militar sin pensión.
Primer teniente de la escala de reserva, D. Miguel Carretero.
Primer teniente de la escala de reserva, D. Francisco Pérez Conjin. 4ª Compañía, 2º Batallón.
Primer teniente de la escala de reserva, D. Alberto Imperial. 4ª Compañía, 3r Batallón.
Primer teniente de la escala de reserva, D. Antonio Carmona. Recibió por los combates del 23 de julio de 1909, la cruz al Mérito Militar con distintivo rojo.
Primer teniente de la escala de reserva, D. Enrique Gómez. 1ª Compañía del 1r Batallón.

Primer teniente de la escala de reserva, D. Aquilino Martínez. Resultó condecorado con la cruz al Mérito Militar, sin pensión.
Segundo teniente, D. Manuel Albarrán.
Segundo teniente, D. Enrique González Echevert, 4ª Compañía, 2º Batallón, que por los combates del 23 de julio de 1909, recibió la cruz al Mérito Militar con distintivo rojo, pensionada.
Segundo teniente, D. Juan Díez Miró. 3ª Compañía, 2º Batallón.
Segundo teniente, D. Jesús Jiménez. Recibió por los combates del 23 de julio de 1909, la cruz al Mérito Militar pensionada, con distintivo rojo.
Segundo teniente, D. Maximiano Albarrán Santos. 3ª Compañía , 3r Batallón. Resultó condecorado por las acciones en el Valle de Beni Ensar (Melilla), el 9 de julio de 1909, con la cruz de plata al Mérito Militar con distintivo rojo, pensionada. (Diario Oficial Ministerio de la Guerra, de 7 de octubre de 1909).
Segundo teniente, D. Javier Ortega.
Segundo teniente, D. Juan Garrido.
Segundo teniente, D. Alberto Garrido.
Segundo teniente, D. Luís Contreras.
Segundo teniente, D. Maximiano Infante. Recibió por los combates del 23 de julio de 1909, la cruz al Mérito Militar con distintivo rojo.
Segundo teniente, D. Antonio Monllor. 4ª Compañía, 3r Batallón.
Segundo teniente, D. Bernardo Sánchez.
Segundo teniente, D. Carlos Lázaro. Recibió, por los combates del 23 de julio de 1909, la cruz al Mérito Militar con distintivo rojo.
Segundo teniente, D. Ángel Soria. 3ª Compañía 1r Batallón.
Segundo teniente, D. Emeterio Ortega. 3ª Compañía, 2º Batallón.
Segundo teniente, D. Tomás Álvarez.
Segundo teniente, D. Miguel Esteve o Estevez, recibió por los combates del 23 de julio de 1909, la cruz al Mérito Militar, con distintivo rojo.

Médico segundo, D. Benigno Soto.
Médico segundo, D. José Servet.
Capellán segundo, D. Ramón Olalla.
Músico Mayor, D. Manuel Macías.

Otro teniente, Primer teniente D. Ricardo Carrasco Eagaña o Magaña. 3ª Compañía 2º Batallón. Resultó condecorado por las acciones en el Valle de Beni Ensar (Melilla), el 9 de julio de 1909, con la cruz de plata del Mérito Militar con distintivo rojo, pensionada. (Diario Oficial Ministerio de la Guerra, de 7 de octubre de 1909).
Otro segundo teniente, podría ser Ortega (D. Emeterio o bien D. Javier, lo que pasa es que en el periódico madrileño “La Época”, del 7 de diciembre de 1909, aparece con el apellido Ortoneda), recibió por los combates del 23 de julio de 1909, la cruz al Mérito Militar con distintivo rojo, pensionada.
Otro segundo teniente condecorado, según “La Época”, del 7 de diciembre de 1909, de apellido Pelayo, que recibió, la cruz al Mérito Militar con distintivo rojo, pensionada.

Aparece, otro médico segundo, de apellido Camuñes, el cual, por los combates del 23 de julio de 1909, recibió la cruz al Mérito Militar pensionada, con distintivo rojo.

El 9 de julio de 1909, figura como teniente coronel jefe del 2º Batallón del Regimiento de Infantería de África núm. 68, D. José Martínez Pedreira.
El 9 de julio, constaba el teniente Sr. Arenas, encuadrado dentro de la 3ª Compañía del 3r Batallón, en el igual caso, que el teniente Sr. Bernal.

Hans Nicolás i Hungerbühler



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada